sábado, 11 de julio de 2015

Ciudad Real, Turno 2 días 5 y 6

Sin parar!!!


Seguimos viento en popa y a toda vela. ¡Estamos haciendo tantas actividades que parece que llevemos aquí meses!

Antes de ayer, por ejemplo, no paramos en todo el día. Por la mañana, como cada día, fuimos a la Universidad donde a la vez que aprendemos, nos refugiamos de este insoportable calor. Y después de la comida...¡PLAYAPARK! 

Disfrutamos muchísimo, y claro está que usamos los toboganes más de una vez... aunque también tuvimos tiempo para usar a nuestro querido amigo el "paloselfie" para llevarnos un bonito recuerdo.




Después de una agotadora tarde de toboganes y piscinas, volvimos a la resi. Ducha rápida, cena y velada. ¡Nos encantó! Nos dividimos en grupos de 3 y cada grupo teníamos que representar cómo se inventó algo mediante mímica. Éste fue el resultado:



                                       video

¿Adivinais qué invento era el de cada uno? ¡Cómo nos reímos! Después de esto nos fuimos a la cama, sabiendo que el jueves sería un día duro.

Y así fue, nos pasamos todo el día en la Universidad, trabajando duro para acabar nuestras presentaciones y que todo saliera perfectamente hoy.

Los de "puentes" apuraron hasta el último minuto para que todo estuviera perfecto y en su sitio.




Los de robótica, daban los últimos retoques a sus robots, para que funcionaran a la perfección en la carrera de hoy.



Así, después de un día tan agotador volvimos a la resi a por una merecida cena y acabamos del día con una gymkhana de juegos populares para soltar un poco de adrenalina antes de acabar el día.

Hoy hemos estado muy nerviosos, teníamos que presentar todo el trabajo realizado esta semana delante de nuestros compañeros, profesores y monitores. ¡Y todo ha salido genial! Una vez allí frente a todos, cada uno nos hemos olvidado de los nervios convirtiéndonos en "auténticos profesionales".
Después ha llegado la entrega de diplomas.




Esta tarde vamos a ver el Sol con un telescopio solar, después piscina, cena, ducha, nos ponemos guapos, paseo por Ciudad-Real y fiesta de despedida... (también tenemos una sorpresita para nuestro compañero Mane, que es su cumple, pero ssshhhh es un secreto!)

Y aunque las despedidas son amargas, ésta tiene un sabor agridulce. Nos separamos, sí, pero no es un adiós, es un hasta siempre o un hasta pronto... pues no solo nos llevamos conocimientos únicos y las ideas de futuro claras, ¡nos llevamos amigos, recuerdos y muchíiiiiisimo cariño!

¡Hasta siempre Ciudad Real!